🎨 Betolandia 🎨

En el cielo las estrellas
en el campo sin dientes
no se ve caballo regalado
más vale sapo en la barriga
que cien pájaros convidados
y a los que madrugan
dios lo mira sorprendido.

🎨 Fin 🎨

* Poema septentrional y precámbrico dedicado al gran artista @betoantoniovilla del libro «Al pedo las artes plásticas si termino enchastrado», en el día de su cumpleaños y recordando la gesta de la construcción en 1824 en Fofocahuel del kiosko de arte «E’ lo que hay conchitupí» junto a Calaverita Mateos, hecho fundacional que los llevó a crear sucursales en Gastre y Telsen.

🚶‍♂️ Pasear conmigo 🚶‍♂️

Hoy voy a salir a pasear conmigo y tal vez, le de cuerda a mi azotea para que relojee desde arriba por donde ando arrastrando las alpargatas.
Aunque a veces desconfío de mi mismo, hoy voy a salir a pasear conmigo y el muy guacho del Yo suele hacerme zancadillas o no avisarme si viene un pozo pasos mas adelante, sin embargo, hoy voy a salir a pasear conmigo.
En fin, como todos los días, salgo a la cancha conmigo tirando paredes y pases hasta convertir gol en el arco contrario, o hago de referí corrupto y me cobro “orsai” en mi propia área, pero a pesar de todo, hoy voy a salir a pasear conmigo.

🤟🏿 El Sr. Hardcore de Esquel 🤟🏿

Para quienes el Hardcore y el Straight edge son parte de nuestra formación cultural, no sólo las bandas y el movimiento en diversos puntos del mundo fueron influencia, sino que en Esquel tuvimos a un gran cultor que vivió su vida literalmente Hardcore.
Vuelven cada tanto los recuerdos del querido y admirado Leo Fernández, leyendo, debatiendo, intercambiando casettes originales y grabados de bandas Hardcore.

📸 En esta foto de Leo con su bajo al palo, lo vemos a @javi.antar 🎸 me gustaría saber más sobre la banda, el lugar, y recuerdos de Leo y de quienes vivieron esa época tan power y de transgresiones culturales en Esquel

🏵 La niña en mi tobillo izquierdo 🏵

Tengo una puertita abierta en el tobillo izquierdo, desde el interior se exilian aromas a tierra mojada y hojas de sauce mojadas por el rocío.
Cuando camino sin caminar un camino encaminado, también siento una voz que emerge desde adentro del tobillo izquierdo, es la de una niña que aun no miró las estrellas ni el asfalto de la ciudad y aún no sabe reír ni llorar.
Hay muchos pasos por dar a través del barro, entre las hojas mojadas de sauce y el asfalto de la ciudad que nos hace y deshace.
Por eso intento andar siempre descalzo, para que mi tobillo izquierdo tenga mucho aire fresco en el ingreso de la puerta donde vive la niña de barro, que pestañea ciruelas y sueños en flor.

💅🏿 Morochidades 💅🏿

Morocha, dice su documento nacional de hermosidad, gambeteadora de piropos de profesión. Sus ojos felinos que parecen sospechar a distancia, fueron la mejor carnada en aquella noche de entrevero para los colmillos de mis galgos de segunda mano en el torneo del ascenso.
Propietaria de un culo que encandila espejos retrovisores y unos labios que te enguachan cinco picaflores de un solo tiro, enlazó las patas de mi soledad sin despeinarse, mientras me decía, no acostumbro a colgar mi bombachita en las canillas de las duchas que recién me salpican.
En menos de lo que canta un elefante arriba de un gallo, me chantó uno de esos besos que dicen chau, pero no tanto, dejándome abrazado a la almohada de mis caprichos de varón pelotudo.
Sigo escribiendo renglones de dudosa eficacia, que señalan hacia las piernas de aquella morocha y a esa cadera que tiró anclas en la retina de mis calenturas.

«Paul McCartney en Esquel»

Amo las charlas sobre música y lo que nos regaló el Periodista Julio Martinez en el Centro Cultural Esquel Melipal fue una oportunidad maravillosa, desplegando las páginas de su libro «Paul McCartney…» junto a lxs asistentes en una charla super enriquecedora. Gracias Julio Martinez por tus palabras y tus canciones !! y al «Beatleólogo» de la Patagonia Juan Cruz Lagos por permitirnos compartir con Esquel.

👅 Lenguaje que salpica angustias 👅

Por cada gota de lluvia que besa la vereda de mi rancho, un centenar de mitologías danzan en el charco de chocolate y memorias.
La obstinada Grecia, las sentencias canónicas de Roma, la gigante brevedad de los poetas orientales que no han cesado de escribir la oralidad de sus muertos y Borges que lo descifró.
Todas estos cosmos, más las constelaciones simbólicas de los Pueblos Originarios que renacen resistiendo, otra vez, están en cada lágrima de las nubes que lloran viaje.
Es el lenguaje enmascarado detrás del agua y el barro.
El lenguaje es nuestro problema, la lluvia destiñe los simbolismos en su enfrentamiento con la tierra al caer y nos talla en madera de tradiciones.
Es nuestro deber conocer ese entramado del universo, los universos, nuestro universo.
Llueve, y debo salir a trabajar cotidianidad, el lenguaje en sus múltiples nombres me espera afuera, llueve, por lo tanto, nos mojará la angustia existencial.