“El Tigre de Esquel”


* Dedicado al viejito, hermoso y querido, Emilio Fattori quien en una semana como esta, un año atrás, nos dejaba para irse de gira tanguera por el universo.

Emilio, loco,
como las liebres del viento
que planearon tu bien
en los cien tangos contentos

Viejo, vamos, que tenías el alma inquieta
de un gorrión sentimental
nenas, juegos, piropeabas si al enamorarte
se te cantaba un poemón

Buscabas lleno de esperanzas
los amigos y los sueños
que rompieron nuestras anclas

Emilio, loco,
primero hay que saber reír
después charlar, después subir
y al fin amar sin tanto cuento.

—– …………………………………. ——-

Calaverita Mateos (Esquel)
www.calaveralma.com.ar

Deja un comentario