CONCURSO CALAVERALMA (OCTUBRE) Elegi vos al GANADOR

522005_10151117948008433_19241479_n
Los sueños de Rita

Cada noche, cuando los sauces lloran de pena, Rita se acerca a su orilla para agitar las caderas al ritmo de los murmullos de la luna. El silencio logra acallar el sonido de las bandurrias y sólo están la bella mujer frente a la laguna y su reflejo, quién le confirma el paso de los años a la sombra de su tristeza. Todo es quietud. Mientras una suave brisa inunda sus recuerdos con sabor a caramelo, en su mente algo la intranquiliza. De pronto se escucha un ruido que la deja inmóvil y asustada cubre su rostro. Pasados unos minutos se anima a espiar por el ojo de la cerradura que forman sus manos. Quita la derecha, luego la izquierda y al final con las dos al mismo tiempo se refriega los párpados una y otra vez para dar descrédito a su asombro. El ruido es cada vez más fuerte y en sus oídos sólo retumba un clin, clan, clin ensordecedor. Acosada por la curiosidad, toma coraje y decide ir tras el delgado surco de los ecos que la lleva hasta él. El parpadeo de sus ojos se hace constante tras la sorpresa cuando descubre que son ellas, las tres jirafas azules que habitan sus sueños de niña. Igual que en su infancia allá en la tierra fértil, las ve llegar en una bicicleta muy despintada. Como antes, como siempre… Vienen a contarle el nombre de su destino, aquel que mece el viento, antes que acabe el otoño.

(Mariela Sandra Bona)

Deja un comentario